.

.

martes, 22 de noviembre de 2016

Las seis enfermedades que te puede transmitir tu mascota

Las mascotas son, sin duda, una gran compañía y parte de la familia en la mayoría de los hogares del mundo. Pero sin el cuidado y la prevención adecuada, pueden ser  foco de algunas enfermedades. Según la OMS, tres de cada cuatro nuevas infecciones proceden de los animales.


Toxoplasma: el parásito que puede llegar al feto

El enemigo número uno entre las embarazadas que conviven con un gato es la toxoplasmosis. Durante los meses de gestación, han de manipular la mascota con cuidado. Para tranquilidad de las futuras madres, hay que decir que esa situación solo se da en casos extraordinarios, cuando el parásito que la provoca, atraviesa la barrera placentaria e infecta al feto. El contagio puede ser instantáneo al tocar las heces del animal enfermo cuando se manipulan inadecuadamente los areneros y las cajas de excrementos de la mascota.

Bartonelosis: ¡Atentos a los arañazos gatunos!

Aparte de arañazos y rasguños, el germen puede desembocar en el ser humano a través de las mordeduras, así como de la saliva del animal al entrar en contacto con la piel o las superficies mucosas de la nariz, la boca y los ojos de su dueño. Por lo general, la enfermedad del arañazo del gato no es grave y suele remitir sin tratamiento médico. Si no, hay que tomar un antibiótico.

Tularemia, la fiebre de los conejos

Es una enfermedad ocasionada por la bacteria Francisella tularensis que pasa al hombre por contacto con animales enfermos u otros agentes infectados, como garrapatas y moscas, o por la ingesta de carne o agua contaminadas. Algunas personas pueden llegar a tener neumonía después de inhalar la tierra o los vegetales infectados.

Psitacosis en loros y periquitos

La psitacosis, una infección generada por la bacteria Chlamydophila psittaci, que se oculta en los excrementos de los pájaros. Los loros y los periquitos son las aves domésticas más propensas a transmitirla. En muchos casos, estas aves son importadas, así que como medida de precaución, se mantienen en cuarentena. El paso de la bacteria a las personas provoca síntomas parecidos a los de la gripe, como fiebre, escalofríos y dolor de cabeza, por lo que es fácil confundirla con esta. El contagio se produce con frecuencia por inhalación del polvo de las heces secas que se encuentra en las jaulas

Mal de Lyme y garrapatas

Su picadura produce la borreliosis o mal de Lyme, infección que se manifiesta con fiebre, cefalea, vómitos y dolor muscular y articular. Algunas veces genera erupciones cutáneas con forma de escarapela, mancha roja y ligeramente elevada en el lugar de la picadura. En pocos casos, degenera en secuelas neurológicas y cardíacas.

La Tenia del perro

En este caso es el reservorio de la Tenia Echinococcus granulosus, un platelminto parásito que se aloja en el intestino delgado del can adulto y que pasa al ser humano para causar una hidatidosis o quiste hidatídico. Desparasitar al animal cada 45 días y evitar que consuma vísceras crudas son las mejores maneras de prevenir esta zoonosis, que afecta particularmente a personas con problemas inmunológicos, a mujeres embarazadas y a los jóvenes que entran en contacto con las heces del animal infectado. Las consecuencias del contagio pueden ser graves y se manifiestan en la aparición de quistes de gran tamaño en el hígado y el pulmón que solo pueden ser suprimidos con cirugía.

(Fuente Muy Interesante)

martes, 30 de agosto de 2016

Los perros comprenden el significado y el tono de nuestras palabras

Un estudio determinó el cerebro de los canes funciona de forma similar al de un ser humano a la hora de prestar atención a las órdenes y felicitaciones de su amo


Por Redacción LAVOZ

 La ciencia confirma que nuestra amistad con los perros llega a límites pocos sospechados. Un nuevo estudio determinó que los perros nos entienden cuando hablamos. Parece un tópico más que obvio, pero nunca antes los científicos lo habían indagado en sus bases neurológicas.
Un equipo de científicos ha estudiado por primera vez cómo el cerebro de los perros interpreta el habla humana. Los resultados demuestran que al mejor amigo del hombre le preocupa lo que decimos y cómo lo decimos, sobre todo cuando los felicitamos.
Para entender el habla, el cerebro humano divide las tareas: el hemisferio izquierdo se encarga del significado de las palabras y el derecho permite interpretar la entonación. Así se analiza por separado lo que decimos de cómo lo decimos para llegar a un significado conjunto.
Esta habilidad también está presente en los perros, según el trabajo fue publicado en la revista científica Science.
El cerebro de los perros funciona de la misma manera para distinguir las palabras y la entonación. “Usan mecanismos cerebrales muy parecidos a los humanos”, dice Attila Andics, autor principal del trabajo y científico en el departamento de Etología y del grupo de investigación de Etología Comparada MTA-ELTE de la Eötvös Loránd University en Budapest (Hungría).
El investigador explica que los perros pueden aprender las palabras que son relevantes para ellos y a menudo usadas por sus dueños para dirigirse a ellos, en especial para felicitarlos.
Este es el primer estudio que analiza el trasfondo neuronal de este proceso en los perros, aunque desde hace años científicos del mundo han realizado diversos experimentos para demostrar la habilidad de los canes para reconocer los diferentes componentes del habla.

Perros entrenados
Para el estudio, los investigadores entrenaron 13 perros que se mantuvieron inmóviles para realizarles una resonancia magnética cerebral.
Los científicos pudieron así medir la actividad cerebral de cada perro al escuchar las palabras de su entrenador, ya sean de elogio o sin significado para ellos y combinándolas con entonaciones de elogio o neutras.
El estudio indica que el sistema de recompensa del perro solo se activa cuando las palabras y la entonación de elogio concuerdan. Esta región cerebral responde a todo tipo de estímulos placenteros como la comida, el sexo o las caricias.
“Los perros combinan ambas para una correcta interpretación del habla y de lo que realmente significan esas palabras. Una vez más, el proceso es muy similar al de los humanos”, subraya Andics.

El origen el habla
Para los científicos, este trabajo no solo permite mejorar la comunicación y la cooperación entre perros y humanos, sino que también arroja luz sobre la aparición de las palabras durante la evolución del lenguaje.
El equipo húngaro sugiere que los mecanismos neuronales para entender las palabras evolucionaron mucho antes de lo que se pensaba hasta ahora, y revela que no son únicos al cerebro humano.
Posiblemente durante la domesticación, fuerzas selectivas apoyaron la aparición de la estructura cerebral que subyace a esta capacidad en los perros, aunque dada la rápida evolución de las asimetrías hemisféricas relacionadas con el habla, en realidad es poco probable.

viernes, 15 de julio de 2016

Perros de la calle: su ternura y sabiduría en fotos

El fotógrafo Lionel Falcon es especialista en mascotas y presenta su trabajo 3a Edad, que captura la experiencia en los ojos de los perros de la calle



Lionel Falcon es un fotógrafo argentino que ha viajado por el mundo retratando mascotas. En esta ocasión, presenta 30 fotografías que se pueden ver en el hotel ibis Congreso, H.Yrigoyen 1592, con entrada libre y gratuita.



Quienes la visiten, verán la serie 3ª Edad que captura solo perros callejeros mayores. Sus canas y sus ojos son espejos de su experiencia. Para Falcon, la sabiduría se puede leer en su actitud que es bien capturada en primer plano para que el espectador se conecte con cada animal.









Fotos: Lionel Falcon

.

.

.

.